viernes, 8 de mayo de 2009

Leve lluvia bajo las nubes con luna discreta al fondo

Hace un momento salí a darle de comer a la perra. Caía una leve lluvia y su olor se mezclaba con el de la hierba recién cortada. La luna se escondía o la escondían. El sábado es luna llena y yo ando dudando si irme o no a Barcelona.
Se respira poesía, la siento. A veces pienso que tengo los versos amordazados, ¿qué fuerza es la que no los deja en libertad? ¿qué impide el vuelo de las palabras?.
Hoy la noche no me deja ir a soñar.

2 navegantes:

cosechadel66 dijo...

El candado de las realidades.

Carpe Diem

Corpi dijo...

Cuando tengo algo en la cabeza que está ahí pero que no sé cómo sacar, me pongo los cascos del emepecuatro, me acuesto en la cama y con toda la tarde por delante, empiezo a ordenar las ideas. Ellas, poco a poco, se van desenredando y estructurando, cada una en su sitio. A mí me funciona.
Un besito.